lunes, 6 de agosto de 2007

Lejos pero cerca y viceversa.

Suena el teléfono a morir, tan violentamente a un volumen más alto de lo común. Corriendo a toda marcha decido atenderlo para parar ese ruido molesto. Al acercar el tubo al oído escucho un idioma desconocido, algo raro, con un poco de interferencia. Como si viniese de bien lejos, me hace llegar a pensar que quizá es de otro planeta, pues es una voz rara, con sonidos muy parecidos al humano, pero no lo son exactamente. Decido decir “hola” y eso hace que del otro lado se calle. Decido seguir hablando y nadie me contesta hasta que siento que me cortan. De repente me tocan el timbre a todo volumen, por lo que corriendo me acerco a atender la puerta, y al abrirla había un niño con la cara más inocente que he visto en mi vida con un planeta tierra en sus manos totalmente vivo. Al instante salen unas dulces y humildes palabras que hacen que el mundo entero se congele con hielo parando hasta las agujas de los relojes. Aquellas palabras fueron: “si, en fin, lejos de lejos, lejos de cerca, cerca de lejos, cerca de cerca”.

7 comentarios:

Jeanfreddy dijo...

Hey, buen sitio, quisiera más bien que revisaras mi otro blog, Piano de Letras y me digas si el link iría más por allá.

Oscuridad dijo...

Saludos por estas tierras del sur.

Gracias por compartirme tu blog. Lo encontré agradable de leer... Lo que más me sorprendió es que no obtuve silencio, aturdido o no.

Estás agregado a Las Tierras Oscuras...

Anónimo dijo...

Muy bueno Lejos pero cerca.
Un abrazo bloggero.
www,perderelmiedoaequivocarse.blogspot.com

matias felendler melchionna dijo...

Lejos pero cerca, nada más que lejos pero totalmente cerca. Celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celu celuc eluc elu elcu eclue cluecluecluecluecluecluleucluelculeuclueclucuelcuelc. Kaos.

*AntagoniSta* dijo...

Y yo la verdad no llegué accidentalmente, más bien, llegué por un click bien decidido, y será nomás que todo está lejos pero cerca, cerca pero lejos y hoy me veo envuelta en tu silencio, lúdico, especial, y real-mente productivo...

Qué cómodamente cómoda me sentí pisando tus letras, será que me llevo demasiado bien con el silencio aunque a veces se empecine en aturdirme y robarme la pseudo-calma, a veces se sale con la suya, en otras, le gano la partida.

Un placer, y ojalá los adoquines húmedos de esta virtualidad haga que nuestros silencios en vapor se entrecrucen nuevamente, estaré expectante a que ello suceda.

Besos!! y le hacés llegar a Russo mis felicitaciones por ese cacho e' tema, la verdad? im-pe-ca-ble!
(muy Spinetta).

el silencio dijo...

RUssO ha recibido las felicitaciones de *antagonista*.
Recomiendo la visita al blog de *antagonista*: http://divaguesenfuga.blogspot.com/
Gracias. Abrazos a todos.

*AntagoniSta* dijo...

Vine puntitas de pie a perderme un rato en tus archivos, tengo mucha lectura para ponerme con los sentidos al día... a ver si el silencio que se respira por estos lados espanta al insomnio y me deja reconciliar con el espíritu del sueño... hasta mientras leo, con tu permiso.




(Qué honor el comentario de arriba!!!, me voy chocha, chochísima!!)